Vida  /  Jóvenes
0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
¿Eres una persona floja?

Tus amigos te verán de manera casual, pero tu familia (y tus amigos cercanos) saben que estás dispuesta a hacer lo que sea para dormir 5 minutos más
miércoles, 30 de agosto de 2017
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
(EL UNIVERSAL).- Tus amigos te verán de manera casual, pero tu familia (y tus amigos cercanos) saben que estás dispuesta a hacer lo que sea para dormir 5 minutos más, ver otro capítulo de Netflix o simplemente flojear en casa.

¿Eres una persona floja? Entonces seguro habrás hecho todas estas cosas.

1. Planchar tu ropa con tu plancha de cabello

¿Por qué sacar el burro y la plancha si puedes ver un capítulo más en Netflix? La plancha para el cabello es útil, rápida y práctica; un arreglo efectivo.

2. Depilar sólo el área de tus piernas que la gente puede ver

Una de 2; o tuviste mucha prisa y poco tiempo para prepararte, o simplemente te dio flojera depilarte completamente las piernas. ¿Pero qué chiste tiene hacerlo si sólo vas a mostrar una parte de tus tobillos?

3. Comprar toallitas desmaquillantes

Seguro sabes que los expertos y dermatólogos no las recomiendan, pero como son prácticas, ¿qué importa?

4. Eres fan del shampoo en seco

De hecho no te gusta bañarte; a pesar de que sea súper relajante, la verdad es que prefieres estar en cama. Por eso mismo terminas usando shampoo en seco ¡como loca!

5. Quitar el esmalte de uñas con tu boca

¿Para qué sacar la acetona si puedes quitarte el esmalte con los dientes? Definitivamente no es lo más sano (ni higiénico), pero seguro lo has hecho.

6. Rosear perfume o desodorante en la ropa para ‘refrescarla’

Tus blusas las usas hasta que huelan a sudor… y tus pantalones hasta que no se vean decentes. De hecho, entre menos laves en frecuencia, ¡mejor! Y a veces por necesidad tendrás que hacerlo, pero tal vez se te olvide y tengas que utilizar un remedio seguro y rápido.

7. Usar ropa del canasto de la ropa sucia

No planeaste con anticipación y usaste tu blusa favorita en la semana. Sólo tiene una "usada", así que no hay problema.

8. Cuestionar tus necesidades para ir al baño

¿Por qué levantarse de la cama si puedes seguir durmiendo unas horas más? Te asusta la idea de que, en caso de levantarte, no puedas irte a dormir nuevamente.

9. No desmaquillarte en las noches

Puedes tardar horas en maquillarte… pero llegando de la fiesta, ¿quién en su sano juicio tiene energía para usar incluso una toallita desmaquillante?

10. Levantar cosas del piso con los pies (para no agacharse)

Eres una experta para levantar cosas con tus dedos y pies. De hecho, con el paso de los años cada vez te has vuelto mejor. ¡Ya hasta puedes levantar monedas! Todo sea por la salud de tu espalda.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion